Volver a blog

Doo-plica la diversión con prácticas óptimas de botadura y salida del agua de Sea-Doo

Todo propietario de una embarcación teme la concurrida rampa del puerto un soleado sábado por la tarde. Con estas sugerencias de nuestros expertos de Sea-Doo, adquirirás la confianza necesaria para botar y sacar tu Sea-Doo del agua ante cualquier audiencia.

 

Familiarízate con el agua 

Puedes ampliar tu diversión en el agua si dedicas algún tiempo a familiarizarte con la zona de navegación que te dispones a visitar antes de salir de casa, especialmente si se trata de tu primera aventura en este lugar particular. Una rápida consulta a la vista por satélite de la zona del punto partida en Google Maps puede ayudarte a comprender los requisitos de antemano y evitar las conjeturas una vez allí. También es importante que conozcas las reglas de navegación antes de abandonar la orilla. Las normas pueden diferir de las aplicables en otros lugares. Asegúrate de familiarizarte con las restricciones de velocidad, los peligros y otras indicaciones oficiales en cada zona de navegación concreta.

 

Antes de partir hacia la rampa de lanzamiento

La primera regla en cualquier rampa de lanzamiento es estar tan preparado como sea posible antes de llegar. Así, podrás salir al agua con la máxima eficacia cuando sea tu turno. Previamente a sentarte al volante debes haber preparado todo lo que necesites para la aventura que tengas planeada. Y, por supuesto, antes de ir a ningún sitio querrás comprobar también que tu Sea-Doo funciona correctamente. Aquí tienes una sencilla lista de comprobación pre-aventura:

1- Arranca brevemente la unidad (5-10 segundos, máximo) para asegurarte de que la batería está cargada y el motor está listo para darte todo un día de diversión.
2- Comprueba el nivel de combustible. Si es necesario, para y llena el depósito de camino a la rampa. El combustible suele ser más caro en puertos y marinas, así que una parada en alguna gasolinera local puede ahorrarte dinero.
3- Chalecos salvavidas. No hay nada tan capaz de poner fin rápidamente a la aventura como dejarse los salvavidas en casa.
4- Verifica que tienes el tapón de la moto acuática. Es igualmente importante conocer las leyes aplicables al transporte de motos acuáticas en la zona seleccionada. En algunos lugares donde se trata de evitar la propagación de especies acuáticas invasivas, es ilegal transportar embarcaciones con el tapón instalado.
5- Equipo de atraque y amarre: asegúrate de tener fácilmente a mano cabos de amarre, anclajes, protectores, etc. para botadura y atraque.
6- Llena la caja de refrigeración. Si tienes planeada una excursión de todo el día, llena bien la nevera portátil, y no olvides tus juguetes y accesorios hinchables favoritos para vivir la vida Sea-Doo.

 

Comportamiento social en rampas de lanzamiento

Al llegar a la rampa de lanzamiento, puedes estar prácticamente seguro de que habrá otros aficionados al agua preparando su aventura igual que tú. La paciencia es tan primordial como la preparación. Emplea tu tiempo en espera sabiamente para realizar unas últimas comprobaciones. Coloca tu vehículo y la moto acuática donde no entorpezcas el paso, y haz lo siguiente:

1- Retira todas las fundas y correas de sujeción.
2- Verifica que el tapón está instalado correctamente.
3- Asegura bien la caja de refrigeración y el resto del equipo.
4- Conecta los cabos de amarre que necesitarás durante el lanzamiento de la moto acuática.
5- Ten a mano los chalecos salvavidas, las gafas de sol y cualquier otro artículo necesario para salir al agua en cuanto sea tu turno.

 

Botadura

Cuando sea tu turno para remolcar la moto acuática por la rampa hasta el agua, recuerda conservar la calma. Tómate el tiempo necesario. Las prisas no ayudan en absoluto a evitar errores, sino todo lo contrario. Estas sugerencias pueden simplificar el proceso de botadura:

1- Utiliza un solo carril para descender por la rampa hasta el agua.
2- Empuja la moto acuática hacia el agua lentamente, solo hasta que empiece a flotar.
3- Con la ayuda de tu acompañante si es necesario, sujeta el cabo de amarre y suelta el cable del cabrestante de la parte delantera de tu Sea-Doo. Es muy importante que alguien sujete bien el cabo de amarre para que tu Sea-Doo no empiece su día en el agua sin ti.
4- Amarra la moto acuática al muelle, apartada de la zona de lanzamiento para no entorpecer el uso de la rampa.
5- Retira el vehículo de la rampa y aparca.

 

Salida del agua

En el improbable caso de que logres hartarte de vivir la vida Sea-Doo, tendrás que sacar tu Sea-Doo del agua. Estas sugerencias de nuestros profesionales te aseguran un proceso eficaz y sencillo:

1- De vuelta en la zona de botadura, envía a una persona a por el vehículo y el remolque mientras el resto del grupo se mantiene apartado de la rampa para no crear riesgos de seguridad o entorpecer su uso.
2- Una vez más, utiliza únicamente un carril para llevar el remolque hasta el agua y cargar la moto acuática.
3- Conecta el cable del cabrestante al cáncamo en la parte delantera de la moto acuática, y utiliza la manivela para colocarla por completo en el remolque.
4- Retira tu vehículo y la moto acuática de la rampa, y aparca en un lugar donde no obstaculices el paso.
5- Guarda el equipo para la vuelta a casa, pasa un paño por la moto acuática y elimina cualquier residuo marino que haya podido adherirse a la unidad o al remolque. Asegúrate de respetar posibles normativas aplicables relativas a tapones de drenaje y otras medidas de eliminación de agua.

Con tus nuevos conocimientos sobre prácticas eficaces de botadura y carga de la moto acuática en el remolque, disfrutarás tu vida Sea-Doo más tiempo cada vez que vayas al agua. ¡Nos vemos en las olas!

Quizás también te guste

  • Doo-plica la diversión con el equipamiento adecuado: accesorios LinQ para Sea-Doo

    Doo-plica la diversión con el equipamiento adecuado: accesorios LinQ para Sea-Doo



    Learn More
  • Preparación de tu moto acuática Sea-Doo para el invierno

    Preparación de tu moto acuática Sea-Doo para el invierno



    Learn More